De Lauri Markkanen a Awak Kuier. Finlandia sueña con el futuro

De Lauri Markkanen a Awak Kuier. Finlandia sueña con el futuro

No todo ha sido negativo en el adiós de Finlandia al Eurobasket 2021. En un complicado grupo, las opciones de clasificación eran mínimas, pero el combinado finés ha sacado una gran noticia de cara al futuro. Awak Kuier, uno de los más grandes proyectos en el plano internacional, ha terminado de explotar con su selección. Cuatro años después de que lo hiciera Markkanen, Finlandia está encaminada a contar con otro TOP-10 del Draft, de la WNBA en este caso, con el que cimentar su próxima década.

Awak Kuier, a sus 19 años, ha sido una de las principales protagonistas de la última ventana FIBA. Ha enseñado al mundo todo lo que guarda en su interior. En su revancha vs Bélgica tras firmar un mal partido en las anterioers ventanas y defendida por jugadoras de alto nivel como Emma Meesseman, Kuier se fue hasta los 20 puntos (7/8 en T2 y 1/7 en T3), 6 rebotes y 7 pérdidas. Un buen encuentro observando el contexto: Finlandia es un equipo muy inferior a Bélgica.

Días más tarde, en su choque ante Ucrania, confirmó el motivo por el que se espera que salga en el TOP-3 del Draft 2021. Kuier firmó 30 puntos, 14 rebotes y 4 asistencias, reduciendo su número de pérdidas a 4 en sus 34 minutos en pista y equilibrando su 22.2% en triples (2/9) con un notable 60% en sus lanzamientos desde media y corta distancia. Si quedaba alguna duda sobre su potencial, ella misma se encargó de disiparla.

Los orígenes

Tras huir de la guerra en Sudán del Sur, una joven pareja sursudanesa se asentó en Egipto. Allí nació y creció Awak hasta que Finlandia aceptó los papeles de la familia y fueron trasladados con título de refugiados. En el norte de Europa, la joven Awak se formó como persona, lugar en el que también se inició en el mundo del baloncesto de la mano de la HBA Märsky, misma academia por la que pasó Lauri Markkanen. En Helsinki acumuló multitud de exhibiciones, como una en la que rozó los 50 puntos y capturó 14 rebotes, y llamó la atención de diferentes scouts internacionales, que acudían insólitos a auténticos shows de una adolescente que ya superaba el 1.95 de estatura (cosa de familia: uno de sus hermanos supera los 2 metros).

A pesar de sus centímetros, físicamente no estaba ni desarrollada ni trabajada, ámbito en el que sí se centró en la HBA. En dos años, Kuier pasó de levantar apenas 20 kilos a acercarse a los 60. Un trabajo paralelo a su crecimiento como jugadora, siendo elegida MVP del Europeo B U18 en el verano de 2019. Awak lideró a Finlandia a un título histórico y dio rienda suelta a la esperanza en el país junto a su compañera Janette Aarnio.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de LSK Academy (@lsk_academy)

Presente y futuro

Con el objetivo de prepararse para el Draft de 2021, su salto a la Serie A al término de la pasada temporada fue una oportunidad para allanar el terreno. Esta temporada, con Ragusa, está promediando 9.6 puntos (con un 38% en T3), 7.2 rebotes y 14.3 de valoración. Tan solo un pequeño bache frenó su regularidad y constancia en su rendimiento.

Tras sus avisos en la última ventana FIBA, el final de temporada en Italia y el Draft 2021 de la WNBA le esperan. Kuier va camino de hacer historia en Finlandia, país del que tan solo una jugadora fue elegida anteriormente en el Draft: Taru Tuukkanen (#57, 2001). Pero la ya veterana jugadora, que compitió en España, no llegó a debutar en la WNBA.

El momento de dar otro paso adelante ha llegado para Kuier. Al igual que Markkanen en 2017, Finlandia volverá a estar en el foco internacional en el mundo del baloncesto. Pero, en esta ocasión, representada por una joven que tiene orígenes sursudaneses, nació en Egipto y recibió el cariño finés cuando llegó siendo una niña. Una historia que, a pesar de todo, acaba de comenzar.