Perfumerías Avenida rompe la maldición del anfitrión y gana su novena Copa de la Reina

Perfumerías Avenida rompe la maldición del anfitrión y gana su novena Copa de la Reina

Novena Copa de la Reina, cuarta consecutiva y primera ante su público. Torneo perfecto para un Perfumerías Avenida de dulce

El Perfumerías Avenida rompió la maldición que decía que desde 1995 ningún anfitrión ganaba la Copa de la Reina. Las salmantinas hicieron un partido muy serio y manejaron a su antojo a un Spar CityLift Girona que se vio muy superado en la segunda mitad, y que no encontró la forma de dar la vuelta a un partido que se le marchó de las manos sin respuesta (76-58).

El conjunto dirigido por Miguel Ángel Ortega se proclamó así campeón de Copa por novena vez, la cuarta de forma consecutiva. Este título es el tercero para el entrenador y sirve para que el Perfumerías Avenida acabase con la mala racha que tenía ante su rival en la final, con el que había perdido los últimos dos títulos que se habían jugado, la Supercopa y la Liga Femenina Endesa.

La falta de acierto del Spar CityLift Girona en los primeros compases del partido, así como cierta precipitación en sus ataques, permitió al Perfumerías Avenida marcharse en el marcador y terminar el primer cuarto con una ventaja de +5, entre otras cosas gracias a la actuación de una Tiffany Hayes que firmó 8 puntos y 3 robos en 7 siete minutos y medio. A partir de ahí la intensidad fue creciendo por momentos, con el marcador en un puño gracias a un triple de Marta Xargay que ponía a Girona a un punto con 7 minutos por disputarse antes del descanso. Sin embargo las locales subieron una velocidad más el ritmo del partido y se volvieron a distanciar en el marcador, acabando la primera mitad con un triple en el último segundo y 43-33 en marcador.

Sólo dos minutos después de que comenzase el tercer cuarto, Hayes anotaba un triplazo que daba a su equipo un +15 de ventaja. La misma jugadoras que volvió a atinar desde la larga distancia a falta de cuatro minutos y medio para el final de ese periodo y puso al Perfumerías Avenida con un +20 que rompía por completo el partido (57-37). Llegados a ese punto, las locales no levantaron el pie del acelerador y controlaron la situación por completo y, tras el trámite del último cuarto, acabaron celebrando con su público. «Es lo que queríamos. La afición siempre está ayudando en los momentos difíciles», declaró Maite Cazorla tras la victoria. En la misma línea fue el técnico Miguel Ángel Ortega: «Mejor imposible. Ganar en casa la cuarta Copa consecutiva, delante de nuestra afición… hacemos feliz a mucha gente».

Tiffany Hayes, merecido MVP

La estadounidense del Perfumerías Avenida dijo que quería ser MVP antes de que diese comienzo la Copa de la Reina y cumplió su promesa. Terminó la gran final con 25 puntos y 4/5 en triples, siendo la antorcha a seguir por las anfitrionas y contagiando a sus compañeras de una energía y motivación que quedó perfectamente plasmada en el resultado final del partido.