FEMENINOEstás viendo//Iris Mbulito deja el baloncesto de manera indefinida
Iris Mbulito deja el baloncesto de manera indefinida

Iris Mbulito deja el baloncesto de manera indefinida

Iris Mbulito dice adiós al mundo del baloncesto de forma indefinida. La jugadora española de 22 años pone en pausa una trayectoria que brilló de manera especial durante todos sus años de formación,  en los que se convirtió en una de las grandes jugadoras de los Campeonatos de España y torneos FIBA. Ahora, la joven cierra una etapa de manera indefinida con un mensaje en Instagram: «Hasta luego baloncesto. Tengo que cuidar mi cuerpo y mi mente. 💛»

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Iris Mbulito (@mbulitoiris)

La hija de Puri Mbulito ya se llevaba titulares con apenas 13 años. Aquella adolescente era superior a cualquier otra jugadora y sus exhibiciones se repetían sobre las canchas, dejando frases como esta publicada por la FEB en su web en el verano de 2012: «Con 13 años Iris Junio Mbulito ha ganado los Campeonatos de España Cadete e Infantil (este por segunda vez consecutiva), además de ir acumulando premios individuales. Un talento que ha explotado pronto y que cuenta con el apoyo de su madre, la gran Puri Mbulito».

Iris se convirtió con 14 años, 6 meses y 17 días, en la segunda jugadora más joven de la historia en disputar un partido de Liga Femenina. Lo hizo siendo una adolescente, llamando la atención de todo el país (llegó a firmar más de 30 de valoración con 15 años en un partido de LF) y dejando entrever que el futuro era muy ilusionante, pero el 2015 lo cambió todo. Dos roturas de ligamento cruzado con apenas 9 meses de distancia entre ambas apartaban de las pistas durante casi dos años a la jugadora de Las Palmas. «Me precipité al volver después de la primera lesión», reconocía en 2016 en Gigantes. Un peaje demasiado largo en un momento clave de su formación.

En 2016, Iris regresó a las canchas de nuevo. Lo hizo en el Spar Gran Canaria, el club de su vida, con el deseo de seguir ligada al deporte que tantas alegrías le había dado ya y su periplo en la isla se alargó hasta 2018. Descendió en 2017 desde LF tras promediar 5.3 puntos y 4.5 rebotes en la élite del basket español con 17 años y, en esa última temporada, año en el que disputó 9 partidos en Liga Femenina 2, Iris rozó los 17 de valoración. Su nivel estaba volviendo a subir, pero una lesión en el hombro izquierdo volvió a apartarla del momento cumbre (Fase de Ascenso a Liga Femenina). Por suerte, la recuperación puso todo en orden y el final soñado en aquel instante, aunque en otro escenario, sí fue posible: España ganó el Europeo U20 en Hungría con Iris siendo elegida MVP. A su alto rendimiento se había sumado una canasta ganadora en el pase a semifinales, lo que convirtieron a la española en la clara candidata para ser nombrada jugadora más valiosa del campeonato.

Tres años después de aquel verano, habiendo jugado en la Universidad de Arizona State durante todos ellos, Iris dice adiós de manera indefinida. El hombro le volvió a dar problemas esta temporada e Iris dejó su cifra total de partidos disputados en la NCAA en 81. Ahora, en sus propias palabras, es momento de cuidar el cuerpo y la mente. Porque el baloncesto es la cosa más importante dentro de las cosas menos importantes y el futuro, aunque sea fuera de las canchas, sigue siendo brillante.

Foto. FIBA

Cargando el siguiente contenidoEspera un momento por favor :)