¡Nivelazo! Las razones del rendimiento de Queralt Casas, mejor española de la Liga Femenina Endesa

¡Nivelazo! Las razones del rendimiento de Queralt Casas, mejor española de la Liga Femenina Endesa

Analizamos el excelente rendimiento de la mejor jugadora nacional hasta el momento de la Liga Femenina Endesa.

Todo comenzó como muchas jóvenes talentos que despuntan. Con el Siglo XXI catalán llamando a la puerta de la gerundense Queralt Casas. Una escolta nacida en Bescanó hace 27 años, que apuntaba las maneras en las que se ha convertido, las de killer y clutch player en momentos decisivos desde su posición de combo (base y escolta) con su 1,77 metros de altura. Así pasó en la última jornada con su equipo, el Valencia Basket, en la Liga Femenina Endesa, decidiendo el duelo en Guipúzcoa ante el IDK  y poniendo el 9-3 de balance para su equipo (57-58).

No parece ni mucho menos casual esa canasta de la jugadora del conjunto valenciano, ya que define perfectamente sus cualidades de penetración tras forzar un cambio y acabar elevando el balón por encima de su defensora. Seguramente que Queralt lanzó ese balón llena de confianza, ya que de momento su rendimiento es de matrícula de honor en su regreso a España. La de Girona promedia 11,5 puntos y 15,3 de valoración en 29,5 minutos de media. Con los números en la mano, la mejor española de toda la competición.

Sus primeros años en la élite

Excelente momento, por tanto, el que atraviesa una Queralt Casas que ha pasado por varias etapas en su vida y muchas de ellas muy diferentes. Tras completar sus años de cantera y pasar por la Liga Femenina 2 con la escuela formativa catalana Siglo XXI hace ya una década, Casas desembarcó en la máxima división en Zaragoza para disputar dos años en el actual Mann Filter.

Allí vivió sus primeras experiencias en la élite con Víctor Lapeña como entrenador y compañeras actuales en el Valencia Basket como María Pina, además de una leyenda como Luci Pascua y una de las mejores españolas de 2019, Cristina Ouviña.

También podría optar, porque no, a ese galardón, Queralt Casas. Antes de ello, dejó la actual jugadora taronja España tras dos temporadas más, ambas en Madrid. Allí hizo historia en el Rivas Ecópolis ganando la primera y única liga doméstica para el conjunto ripense hasta el momento (temporada 2013-2014, además de una Copa de la Reina en 2013) en un club que ahora transita por la primera nacional en la capital buscando llegar a la Liga Femenina 2.

Tercera mejor joven de Europa en 2012 y aventuras en Turquía y Francia

Fueron años inolvidables para Queralt Casas, que acabó con el debut en la selección, tras cuatro títulos continentales y dos platas en categorías inferiores. Y fue a lo grande, con el oro europeo en Francia (2013) tras ser elegida como una de las mejores jugadoras jóvenes de Europa de 2012 (en concreto, tercera). Argumentos más que de sobra para considerar a Queralt Casas una de las grandes jugadoras de futuro en nuestro país por aquel entonces y convertirse en lo que es hoy en día.

Sin embargo, como tantas otras, la española hizo las muletas para pasar un lustro entre Turquía (Galatasaray) y Francia (Nantes y Landes) y traerse una liga turca en su botín. Ahora, con 27 años y ya en plena madurez deportiva, se ha asentado en la Fonteta con un proyecto en el que parece ser la líder en éstos momentos de un equipo en clara ascensión, que se ha repuesto de bajas tan importantes como la de Leticia Romero con su rotura de ligamento cruzado anterior en su rodilla.

Ya fue clave en el pasado Mundial de Tenerife

Y es que las de Rubén Burgos serán cabezas de serie en la Copa de la Reina de Salamanca en la que será únicamente su segunda participación. Mucha culpa de ello tiene Queralt, que además de anotar lo hace con buenos porcentajes en tiros de dos gracias a sus clásicas penetraciones y su finura para finalizar (51% en ese apartado). En la pasada Copa del Mundo de Tenerife, donde apareció y fue clave para el bronce mundial de las jugadoras de Lucas Mondelo, daba muestras de su destreza, sobre todo tras contacto contra el defensor. El ejemplo, este vídeo en el decisivo choque ante Canadá en cuartos de final.

Además, Queralt Casas presenta buenos números en la Liga Femenina Endesa en rebotes para ser exterior (5,3 capturas) y, sobre todo, destaca por lo que hace con el balón en las manos. Reparte 3,3 asistencias por partido (top6 de la liga, la líder de las jugadoras que no son playmaker, aunque pueda jugar ahí) y tan sólo pierde 1,3 balones. Además, también está muy arriba en la clasificación de balones robados (1,6 por choque) aunque debe mejorar desde el tiro libre (50% de acierto).

«La verdad es que está siendo una buena temporada, hemos empezado muy bien», reconocía la catalana en una entrevista en Columna Cero. No es para menos viendo el gran rendimiento de esta futura profesora de Educación Infantil. O, al menos estudia para serlo una jugadora a la que le encantan los niños. Muchas veces, viéndola jugar, parece que realmente juega como si aún estuviera en Minibasket. Frescura, agresividad y, sobre todo, rendimiento, para un Valencia Basket que no renuncia a nada ni en España ni en Europa. Aquí puedes conocer a Queralt Casas aún más.

 

Foto: Luis García