BASKET FEBEstás viendo//Nelson Yengue brilla en EBA: estuvo dos años parado porque... le usurparon la identidad
Nelson Yengue brilla en EBA: estuvo dos años parado porque… le usurparon la identidad

Nelson Yengue brilla en EBA: estuvo dos años parado porque… le usurparon la identidad

La Liga EBA nos ha dejado dos actuaciones sobresalientes en su última jornada. Por un lado, la de un viejo conocido, que no es otro que el americano del Angels Visión UPB Gandía, Shay Miller. Una destacada aportación con 42 de valoración que también igualó, eso sí, con triunfo, un camerunés que se sale en el Arha Hoteles cántabro. Hablamos de Nelson Yengue.

A sus 28 años recién cumplidos, y con 1,91 metros de altura, el alero anotó 31 puntos (con un notable 13 de 18 en tiros de dos), cogió 9 rebotes, además de repartir 2 asistencias, recuperar 2 balones y llegar a las 6 faltas recibidas. Un 42 de valoración decisivo en el 85-65 de su equipo ante Goierri-Iparraguirre 2020 para mantener al conjunto santanderino en las posiciones altas del grupo A-A (tercero con 14 victorias en 21 partidos disputados).

¿Quién es Nelson Yengue?

En su segundo año en España (llegó a nuestro país a la LEB Plata en las filas del Círculo Gijón Baloncesto), Nelson Yengue está demostrando todo su potencial. Sus 15 puntos, 8 rebotes, 2,2 asistencias y 3,4 faltas recibidas por encuentro, con 19,1 de valoración media, suponen un gran registro en un jugador que ha tenido que pasar duros momentos hasta llegar a nuestro país y brillar como lo está haciendo en la Liga EBA.

Ya hace más de una década (con 15 años) que Yengue dejó su localidad natal, Yaounde (Camerún), con la ilusión de todo aquel que emigra para buscarse una oportunidad en la vida. Encontró un lugar en la localidad estadounidense de Marietta. Allí, aunque era un enamorado del fútbol, empezó a destacar en el mundo de la canasta en High-School e incluso fue elegido MVP y mejor jugador defensivo de su liga.

Con 19 años realizó otro cambio. Quería mejorar y buscarse, de nuevo, otra oportunidad. Con 19 años viaje a Canadá, donde se asienta en la localidad de Halifax con el objetivo de empezar sus estudios universitarios de ingeniería mecánica. Fue entonces ahí cuando le pasó algo imposible de explicar: en su tercer año estudiando, le robaron la identidad. Sí, como oyen. El robo de identidad es un delito grave y se produce cuando alguien usa su información sin su permiso. Hasta que no se da con esa persona o se explica, no se pueden tomar decisiones ni arriesgar a hacer algo porque pueden ser usadas en contra de la persona que tiene esa identidad y ha sido usurpada.

Nelson Yengue pasó dos duros años en los que no pudo salir de casa y se alojó en casa de su hermano William. «No podía hacer nada, perdí mi estatus en Canadá, no podía ni trabajar, ni estudiar, ni siquiera jugar al baloncesto salvo en competiciones menores, no podía viajar, ni salir del país, era una persona ilegal», declaró.

Estuvo así durante dos años. No tenía salida, lo intentó pero era imposible  «Llamaba a inmigración y no me arreglaban nada, me quedé en casa de mi hermano William, no tenía salida».

Todo eso pasó y Yengue pudo terminar sus estudios y empezar una carrera que le ha llevado hasta España. Aquí ha aprendido su quinto idioma (ya sabía inglés, francés, bassa, dialecto camerunés que aprendió a través de su padre, y bafia, el dialecto de su madre). Ahora, vive momentos más tranquilos un jugador que enamora en Santander y que tuvo que luchar contra viento y marea por ser… él mismo.

Foto: Pablo Lanza
Fuente: LNE

Cargando el siguiente contenidoEspera un momento por favor :)