Una anécdota curiosa para entender la relación de Scola y Dusko Ivanovic. Duro es poco…

Una anécdota curiosa para entender la relación de Scola y Dusko Ivanovic. Duro es poco…

Scola se ha retirado y durante su camino nos ha dejado miles de historias y anécdotas. Una de ellas es esta.

Posiblemente muy pocos recuerden a Christos Charisis. Es griego y jugó en el Baskonia en 2002, a las órdenes de Dusko Ivanovic. Es más, fue el único jugador griego que tuvo el técnico balcánico en su paso por el equipo vitoriano . El portal heleno Sport24 le entrevistó y hemos querido rescatar esta anécdota:

«Después de un entrenamiento, Scola se acercó a Ivanovic y le dijo. ‘Coach, estoy realmente exhausto. Realmente cansado. Quiero que mañana me des el día libre. ¡Necesito descansar!» Ningún jugador lo sabía todavía, pero Ivanovic les iba a dar libre el día siguiente. Dusko le dijo a Luis: «Ahhh, estás cansado, ¿no? Pues bien. Mañana todos los demás tendrán el día libre, tu vendrás al pabellón, entrenarás por la mañana y tendrás sesión de tiro por la tarde. Sesión doble». El resto de argentinos se morían de la risa: Schonochini, Nocioni, Oberto… ¿Qué pasó al final? Que el pobre Scola tuvo que ir al día siguiente mientras el resto tenían día libre.

Sí, esto era Dusko y lo sigue siendo…

Consigue aquí el libro de Scola

Consigue el libro de Scola

Descripción

La deuda enorme que tenía la literatura argentina ya está saldada y El Abanderado, la primera biografía del gran capitán de la selección de básquet, ya está en la calle.
Escrito por Mauricio Codocea y editado por Básquet Plus, un libro para comprender por qué y cómo Luifa se convirtió en uno de lo mejores jugadores de la historia a nivel FIBA. Con declaraciones de 64 protagonistas, que intentaron reconstruir la trayectoria e interpretar la personalidad de uno de los deportistas más grandes de la historia Argentina.
«Es el basquetbolista más importante de la historia argentina». Emanuel Ginóbili.
«Cada vez que lo escucho, siento una profunda admiración. Necesitamos mucho personas como él». Gabriela Sabatini.
«Tiene una mente poderosa que contagia y una pasión que lo hace ser mejor cada día». Luciana Aymar.
«Llegó a lo más alto del mundo y nunca se olvidó de dónde salió». Paula Pareto.
«Entre los jugadores que dirigí, ocupa el primer puesto, sin dudas». Dusko Ivanovic.
«Es el mejor capitán de nuestra historia. Habrá un antes y un después de él». Sergio Hernández.