¿Cómo era el Jasikevicius jugador? ¿Y el Jasikevicius entrenador? Nick Calathes valora al técnico del Barça

¿Cómo era el Jasikevicius jugador? ¿Y el Jasikevicius entrenador? Nick Calathes valora al técnico del Barça

Nick Calathes es uno de los jugadores clave del nuevo FC Barcelona. Un equipo que le tiene a él como base cerebral y director… y a otro hombre que fue un sensacional base, Sarunas Jasikevicius, como gestor de todo desde el banquillo. En una charla con Euroliga, el internacional griego aborda su relación con el lituano, con el que coincidió como jugador en el Panathinaikos y que ahora le da órdenes desde el banquillo.

Sus primeros recuerdos sobre Jasikevicius

«La primera vez que escuché sobre él fue cuando él estaba en los Pacers. Solía ver NBA, yo estaba en la universidad, creo recordar, así que le ví jugar algunos partidos. Después obviamente cuando llegué a Atenas, en mi primer año le conocí. No tenía ni idea de baloncesto europeo pero me dí cuenta de que lo había ganado todo en cada país en el que había estado»

Calathes coincidió con el Saras jugador en Panathinaikos… y la experiencia fue inicialmente negativa

«Tenía 20 años y no sabía qué esperar. Él era ya veterano, venían de ganar la Euroliga el año anterior (2009), y me destrozaba en cada entrenamiento. Me gritaba y cosas así, así que no era un gran fan suyo al principio. Pero después nos hicimos grandes amigos, creo que me respetaba más como jugador. Cuando tenía 20 años, no creo que ni yo mismo me hubiese gustado, era un chico joven que pensaba que lo sabía todo»

¿Le sorprendió que Jasikevicius diese el salto a los banquillos?

«No me sorprendió. Cuando juegas con él un par de años, sabes su talento para este juego y cómo lo conoce, no te sorprende. Los jugadores que acaban siendo entrenadores y han tenido un gran sentido para el juego son siempre grandes entrenadores. Él usa su inteligencia en pista (IQ) como técnico igual que lo hacía como jugador. En ese sentido, su instinto para el juego es único y es por lo que es tan buen entrenador»

«Lo que hizo en Zalgiris fue increíble. Construyó un sistema que, cuando te medías a él, sabía que iba a ser un partido duro porque ellos nunca cometían errores, siempre hacían lo correcto. Construyó ese tipo de cultura y tuvo éxito»

Sobre su atención al detalle y la comunicación con sus jugadores

«En ese aspecto, es como Obradovic, es muy detallista y si no haces las cosas del modo adecuado, te lo hará saber. Respeto muchísimo eso y es lo que pide a sus jugadores»

«Es un entrenador de jugadores y creo que es bueno para nosotros poder comunicarnos de ese modo con él, sabe exactamente cómo nos sentimos como jugadores. Todos sabemos que ha sido un gran jugador durante muchos años en Europa y sabe exactamente cómo ponerse en nuestro lugar. Entiende cosas que otro técnico, que no haya jugado, no puede entender»