El sobresaliente rendimiento de Álex Abrines en el arranque de temporada 20/21

El sobresaliente rendimiento de Álex Abrines en el arranque de temporada 20/21

Álex Abrines está viviendo uno de sus mejores momentos como jugador. Su arranque de la 20/21, que ya se dejó notar en pretemporada y en la Supercopa Endesa, le está convirtiendo en uno de los hombres de máxima confianza para Jasikevicius y en una de las armas principales del nuevo Barça.

Atrás queda una complicada temporada 19/20, la de su regreso a España y a Europa desde los Oklahoma City Thunder. Abrines se reencontró con el baloncesto pero con Pesic no terminó de encontrar su lugar en el Barça. Las oportunidades y los minutos fueron de más a menos hasta terminar promediando 4 puntos en la fase final y jugando 25 minutos entre semifinales y final (solo 3 puntos anotados). Sus promedios de la temporada, 5.3 puntos y 16 minutos de media, fiel reflejo de lo visto sobre la pista.

Ni una inoportuna lesión de cara a la temporada 20/21 pudo frenar el Abrines que veríamos en el arranque de la temporada. Clave en la Supercopa Endesa con las lesiones de Kuric y Higgins, el alero español ha alcanzado cuotas de anotación que no se le habían visto como profesional ni en España ni en Estados Unidos. Los 15.3 puntos del arranque de esta temporada triplican la aportación del año pasado y superan ampliamente su mejor año en nuestro país. Además, los 17.3 puntos de media en la Liga Endesa le colocan como el máximo anotador del Barça y el 5º de la Liga Endesa.

El triple como arma principal

«El cambio ha sido del entrenador. Su manera de jugar con todos los jugadores, no solo conmigo. Ha cambiado todo. Los tiradores somos los más beneficiados de este nuevo sistema. Mi estado de forma ahora mismo es alto, estoy anotando todo».

Son palabras de Abrines en una entrevista con los medios oficiales del Barça. El alero ya había comenzado a mostrar todo su potencial en este arranque de temporada y no dudaba en alabar el trabajo de Jasikevicius para ayudar a su causa. No en vano, Abrines está lanzando con unos porcentajes de videojuego en las tres competiciones que ha disputado el Barça. 60% en la Euroliga, 54% en la Supercopa Endesa y 56% en la Liga Endesa. Una puntería soberbia a la hora de aprovechar los nuevos espacios que se están generando para sus lanzamientos.

Abrines no solo está lanzando con mayor acierto, también está lanzando más y mejor. En su mejor temporada en cuanto al acierto exterior (14/15), el alero balear anotaba 1.6 triples por encuentro sin superar los 4 triples lanzados. Este año está tirando más de 5 por partido y está consiguiendo anotar una media de 3 lanzamientos.

Abrines, más que un tirador

Por si la versión tan eficaz de cara a aro que Abrines está mostrando no fuese suficiente, el jugador del Barça también está elevando sus promedios en el resto de facetas del juego fruto de su incremento de minutos. Si el pasado año promedió 16.5 minutos, este año su media se eleva hasta los 25, aunque con picos como el partido del CSKA en el que puede llegar a jugar hasta 32.

Con respecto a la 19/20 ha duplicado su media de rebotes  y casi triplicado la de asistencias, aunque su nivel sigue siendo notablemente superior al de su mejor temporada en España cuando promedió 2.2 rebotes y 1 asistencia por encuentro. Los 4.5 rebotes y 1.3 asistencias dejan en nada sus anteriores medias y le proyectan con opciones de firmar, sin lugar a dudas, su mejor temporada como profesional. En clave Barça es el tercer máximo reboteador del equipo tras Nikola Mirotic y Pierre Oriola.

Otro dato a tener muy en cuenta es que el aumento de minutos y de asistencias en el rendimiento de Abrines no ha traído consigo un aumento en las pérdidas de balón. Abrines ha perdido solo 2 balones en los 6 partidos (152 minutos) que ha disputado hasta la fecha en la 20/21 y es uno de los 5 jugadores de la Liga Endesa que promedia menos de 0.3 pérdidas por partido jugando al menos 20 minutos (Albert Ventura, Sasu Salin, Nick Kay y Francis Alonso completan la lista). Una confirmación de que su perfil de ejecutor está alcanzando su punto máximo.

¿Podrá mantener Abrines este rendimiento tan sobresaliente?