Rudy Fernández lidera al Real Madrid hacia su 34º título de Liga Endesa

Rudy Fernández lidera al Real Madrid hacia su 34º título de Liga Endesa

El Real Madrid se proclamó campeón de la Liga Endesa por 34º vez en su historia. Rudy Fernández, MVP de la final.

Dos veces tuvo que matar el Real Madrid al Baskonia para proclamarse campeón de la Liga Endesa en Vitoria (85-96). Primero con un triple de Rudy Fernández a seis minutos para el final que ponía 11 puntos de ventaja y después con un increíble canastón a una pierna y una mano de Luka Doncic, quizá su última perla vestido de blanco. Hasta el último suspiro demostró carácter el equipo vitoriano, que finalmente acabó cayendo ante la avalancha anotadora de los blancos.

Sólo unos días después de sellar su renovación, Rudy Fernández se llevó el MVP de la final con uno de sus mejores partidos de la temporada: 27 puntos (8/14 en tiros de campo, 6/9 en triples), 3 rebotes, 5 asistencias y 33 de valoración. Hacía más de cuatro años que no anotaba tanto. En una serie marcada por los grandes duelos de tiradores, el mallorquín dejó una última exhibición, en especial la primera parte, con 17 puntos y un 4/5 en triples en sólo 10 minutos de juego.

Fue su mano la que sostuvo al Real Madrid en un gran arranque del Baskonia, que castigó a Carroll con Jannis Timma, que intentó sacar a Edy Tavares de la zona con Shengelia (16 puntos, 4/9 en triples) y que volvió a contar con la muñeca afilada de Matt Janning: 5/7 en triples, 15/25 en los cuatro partidos de la final. 

El Real Madrid sólo consiguió hacer hueco con un parcial de 6-15 entre el final del tercer cuarto y el comienzo del último, apoyado sobre los hombros de Rudy Fernández y Gustavo Ayón (14 puntos, 7 rebotes). Pero el Baskonia volvió con Roddy Beaubois a la cabeza: 19 puntos, 9 en la última parte para mantener al equipo vitoriano en la pelea.

Y si Sergio Llull estiraba:

Beaubois respondía:

Y si Rudy Fernández golpeaba por enésima vez:

Beaubois contestaba con robo y canasta:

Y Shengelia, tocado por un encontronazo con Felipe Reyes, apretaba más el baile:

Hasta que Luka Doncic, con una canasta de videojuego, apagó las luces:

Con el (probable) último servicio de Doncic, con el enésimo de Rudy Fernández, el Real Madrid de Pablo Laso se proclamó campeón de la Liga Endesa por 34º vez en su historia.