Análisis: Claves para entender la agencia libre de la NBA

Análisis: Claves para entender la agencia libre de la NBA

Estamos ante una de las agencias libres más extrañas que se recuerdan. Por lo precipitado que parece, cuando todavía estamos digiriendo el título de los Lakers, por lo pegado que va a estar al draft y por la época del año en que se va a producir. También lo es por el contexto económico en que se produce. Se mantiene el mismo límite salarial del que se dispuso la pasada temporada, pero lo hace de una forma ‘artificial’, es decir, aumentando el dinero que se retiene a los jugadores, el escrow, para poder mantener las cifras de la pasada temporada pese a la reducción de los ingresos a causa de la crisis sanitaria mundial.

Y por último, lo es porque, a priori parece una agencia libre discreta. Hay equipos con dinero, sí, pero pocos jugadores realmente decisivos en el mercado y muchas franquicias tendrán la mente en el futuro. Por eso merece la pena analizar qué aspectos serán clave en unas semanas frenéticas de actividad de despachos NBA, con la vista puesta en el verano de 2021 (¿qué hará Antetokounmpo?, que se prevé clave en el desarrollo de la NBA los próximos años.

¿Qué equipos tienen dinero para fichar?

Básicamente hay 4 equipos con mucho espacio salarial para realizar grandes movimientos, bien en forma de fichajes o absorbiendo contratos voluminosos. Los Atlanta Hawks y los New York Knicks llegan a la agencia libre con 49 y 48 millones de dólares respectivamente. Detroit Pistons y Sacramento Kings también cuentan con más de 30 millones disponibles, cifra que también acarician los Pelicans, aunque con varias renovaciones pendientes como la de Brandon Ingram. Por contra, los equipos que llegan con más dinero hipotecado ya en diferentes jugadores son los Brooklyn Nets, los Boston Celtics, los Golden State Warriors y los Philadelphia Sixers, que están casi 40 millones por encima del límite salarial. Y hay que tener presentes que, incluso aquellos equipos por encima del límite salarial, pueden fichar con las diferentes excepciones o incorporarlos a traves de traspasos en forma de sign-and-trade.

¿Qué jugadores van a ser los más cotizados?

En este punto hay que dejar claro que el gran nombre sería Anthony Davis, pero a día de hoy, parece que lo más probable es que renueve con los Lakers (está por ver si con un contrato más o menos largo). Si no contamos a Anthony Davis como una opción real, los siguientes aspirantes a grandes contratos son Brandon Ingram (que puede renovar por los Pelicans, es agente libre restringido) y ya entramos en los agentes libres sin restricciones, aquellos que pueden hacer literalmente lo que quieran sin depender de su anterior equipo. Ahí aparece el nombre de Fred Van Vleet. El base de los Toronto Raptors, con 26 años, puede llevarse el gran contratazo de la agencia libre (veremos si el máximo).

También es agente libre sin restricciones y será cotizado Danilo Gallinari, aunque ya con 32 años. Una opción para él puede ser ejecutar un sign and trade: renovar con los Thunder y ser traspasado a un equipo que no tenga espacio salarial para ficharle directamente (un contender). Una situación similar a la de Davis Bertans, que también será uno de los agentes libres más cotizados, bien sea con ofertas directas o buscando un sign-and-trade con los Washington Wizards. El otro ‘gran’ nombre de esta discreta agencia libre, en lo que a no restringidos se refiere, es Montrezl Harrell, que también buscará su gran contrato. A partir de ahí, más jugadores que buscarán su hueco en el mercado sin restricciones: Joe Harris, Christian Wood, Serge Ibaka, Marc Gasol, Marcus Morris, Hassan Whiteside, Jae Crowder, Paul Millsap, Derrick Favors, Tristan Thompson, DeMarcus Cousins, Carmelo Anthony

Hay tres nombres clave por su player option, es decir, todavía tienen que confirmar si ejecutan el año más que tienen de contrato con sus equipos o si prefieren salir al mercado: Gordon Hayward, DeMar DeRozan y Andre Drummond. También está en esta situación Evan Fournier, mientras que otro gran nombre de esta agencia libre, Bogdan Bogdanovic, está en la contraria: es agente libre restringido, por lo que los Kings podrán igual cualquier oferta que reciban y retenerle.

El problema de los bases…

Bases y pívots son un auténtico puzzle. En cuanto a los bases, porque realmente hay muy pocos bases disponibles en la agencia libre. Una vez que Mike Conley ha ejercido su opción para seguir en Utah por más de 30 millones, el ramillete de opciones se reduce. Rondo, DJ Augustin, Jeff Teague, Goran Dragic, Reggie Jackson… y Facundo Campazzo. Realmente hay pocas opciones más y el resto de nombres son de un nivel más discreto: Shabazz Napier, Jordan McLoughlin, Trey Burke, Chris Chiozza, JJ Barea, Yogi Ferrell, Brad Wanamaker, Raulzinho Neto… Un mercado pequeño en una posición muy importante.

Y el problema de los pívots

En el otro lado de la mesa, otra posición importante en la que pasa lo contrario: hay overbooking de posibilidades en esta agencia libre, lo que puede complicar el acomodo a algunos. Miren la lista: Hassan Whiteside, Christian Wood, quizá Andre Drummond, Jakob Poeltl, Derrick Favors, Kelly Olynyk si sale al mercado, Montrezl Harrell, Nerlens Noel, Marc Gasol, Serge Ibaka, Willy Hernangómez, Javale McGee, Enes Kanter, Mason Plumlee, Dwight Howard, Alex Len, Aron Baynes, Harry Giles, Skal Labissiere… Una nómina interminable de interiores que, salvo algún caso en el que ejecuten su player option, tendrán que buscar acomodo en diferentes franquicias.

Imagen: ClutchPoints