[Análisis] ¿Qué se puede encontrar Facundo Campazzo en los Denver Nuggets?

[Análisis] ¿Qué se puede encontrar Facundo Campazzo en los Denver Nuggets?

El salto a la NBA de Facundo Campazzo es inminente. El propio agente del jugador confirmó que va a jugar allí y que dejará el Real Madrid una vez que se abra oficialmente el mercado de agentes libres de la NBA. Su destino parece que serán los Denver Nuggets, según ha adelantado Chema de Lucas y ha confirmado MARCA. Una franquicia potente con grandes aspiraciones después de brillar en la burbuja de Florida y cuyo núcleo joven todavía puede seguir una línea ascendente que les lleve a pelear por el anillo. En ese contexto encaja la llegada de Facundo Campazzo, que se estrenará a los 29 años en la NBA.

Los Denver Nuggets poseen, a la espera de ver si se produce algún traspaso más, un juego exterior interesante y con piezas diversas. Eso sí, hay que entender que se trata de un equipo cuyo ataque está muy centrado en la figura de Nikola Jokic como generador desde la posición de pívot. Eso significa que el juego ofensivo pasa mucho tiempo por sus manos; Jokic absorbe mucha creación de juego, lo que permite muchas opciones para el resto de jugadores. Por eso, la llegada de Campazzo se puede entender posiblemente en un rol de dinamizador de la segunda unidad.

Vamos con la estructura exterior. Su base titular es Jamal Murray, otro de los grandes beneficiados de la burbuja de Orlando, con grandísimas actuaciones en playoffs en las que demostró su sensacional capacidad anotadora. Con solo 23 años todavía parece que no ha alcanzado su techo como jugador; llegó muy joven a la NBA (drafteado en 2016) y es uno de los exteriores emergentes más prometedores. Su rol en los Nuggets está totalmente asentado y es inamovible.

No obstante, no es descartable pensar que Campazzo pueda compartir minutos con Murray, aunque parece que será saliendo desde el banquillo. El puesto de 2 habitualmente es para Gary Harris. Tras 5 meses sin jugar, regresó a las canchas en los pasados playoffs, en la serie ante los Utah Jazz, y de ahí salió reforzado con buenas actuaciones defensivas sobre Donovan Mitchell. «Es el mejor defensor que conozco. Cuando me defiende en los entrenamientos, no hay nadie en la NBA que me defienda mejor que Gary«, dijo de él Jamal Murray tras un partido ante los Jazz. Harris es otro jugador importante en los Nuggets, pero las características de los 3 (Murray, Harris y Campazzo) hacen que sean complementarios en diferentes parejas si, ojo, no se ve envuelto en algún traspaso.

El otro exterior habitual de los Nuggets es Monte Morris. Un base de 25 que acaba contrato el próximo verano, pero muy rentable con su salario actual: solo 1,7 millones de dólares. Lleva 3 temporadas en Denver y en la pasada ya jugó más de 22 minutos por partido, promediando 9 puntos y con buenas actuaciones, destacando en su cuidado del balón y fiable toma de decisiones. Morris repartió cinco asistentencias por cada balón que perdió el curso pasado, un dato extraordinario. Y esa cifra llegó a los seis el curso anterior. Es un gran director de juego aunque sea posiblemente, de los 3 citados, el que puede ver sus minutos más amenazados por la llegada de Campazzo y también podría verse involucrado en algún traspaso.

El tercer base de Denver la pasada temporada fue PJ Dozier, que participó en 29 partidos en liga regular y en 12 de playoffs, con una media de 12 minutos por encuentro. Tiene 2 años más firmados por 1,7 y 1,9 millones, pero la llegada de Campazzo complicaría su presencia en la plantilla.

Hay que tener en cuenta que a la incorporación de Facundo Campazzo se une la llegada de otro exterior via draft. Es RJ Hampton, un base jovencísimo que se presentó a este draft tras decidir ‘saltarse’ la universidad y hacer una temporada puente en Nueva Zelanda, en los NZ Breakers. Ha sido elegido en el puesto 24 del draft, pero se trata de un jugador muy verde que no parece listo para aportar desde el primer día.

En definitiva, la de los Nuggets es una rotación exterior compleja y completa, con piezas interesantes que se podrían mover en el mercado (Gary Harris o Monte Morris) si se confirma la llegada de una estrella del baloncesto europeo como es Facundo Campazzo. Pero, eso sí, pese a las facilidades de Murray para actuar como dos en ataque, ya que no requiere el balón, para Campazzo existe bastante competencia en su puesto y, sobre todo, una presencia dominante con el balón en las manos como la de Jokic, lo que puede llevar el rol del argentino a algo más concreto para revolucionar partidos desde el banquillo o cuando Jokic no esté en pista.