Cousins, exhausto tras hacer historia: «Me alegro que haya terminado»

Cousins, exhausto tras hacer historia: «Me alegro que haya terminado»

DeMarcus Cousins se quedó casi sin aliento, literal, después de su exhibición para conseguir la victoria ante los Chicago Bulls después de dos prórrogas (132-128). El pívot de los Pelicans jugaba 52 minutos en los que lograba 44 puntos, 24 rebotes y 10 asistencias.

«Mi entrenador de fuerza tuvo el descaro de preguntarme ‘¿quieres levantar pesas después del partido? Casi me vuelvo loco. Si tuviera algo de energía, nos habríamos peleado», admite Cousins en broma. «Me alegro de que todo haya terminado. En serio. Creo que [los Bulls] sienten lo mismo también».

Cousins es el primer jugador desde Moses Malone en la temporada 1981-82 que firma tres partidos con al menos 40 puntos y 20 rebotes en un mismo curso. Y además, entra en el selecto grupo que jugador que han firmado 40+20+10 en un partido: Wilt Chamberlain (6 veces), Elgin Baylor, Oscar Robertson y Kareem Abdul-Jabbar, el último en lograrlo, el 26 de febrero de 1972 (44 puntos, 20 rebotes y 11 asistencias).

«Es un orgullo compartir algo con un jugador como Chamberlain. Consiguió números de videojuego a lo largo de toda su carrera. Mola haber protagonizado una actuación como esta», añadía Cousins.

De nada servían los 22 puntos de Jerian Grant y Robin Lopez, los 19 de Zach LaVine o los 14 de Markkanen y Nikola Mirotic ante la exhibición del pívot de los Pelicans. ¡Alucina!