NBAEstás viendo//'Bestias del Sur Salvaje'. Piti Hurtado desgrana la reinvención de los Miami Heat
‘Bestias del Sur Salvaje’. Piti Hurtado desgrana la reinvención de los Miami Heat

‘Bestias del Sur Salvaje’. Piti Hurtado desgrana la reinvención de los Miami Heat

Otra reinvención del modo de pensar de Pat Riley, el ejecutivo al frente, el hombre que triunfó como jugador universitario, como jugador NBA de banquillo, como entrenador y como directivo. Él le dio las herramientas a su entrenador para que cuando vinieran las dificultades, sobreviviera…

Miami Heat, el mencionado Riley y su entrenador Spo han sobrevivido a varias glaciaciones y ahora han propuesto otro estilo de juego, han desatado a unas bestias llamadas “uros”. Bam Adebayo es el cancerbero, el que no permite la circulación de personas o mercancías por la zona pintada, sin la sombra de Hassan Whiteside que se fue al có­­rner opuesto del país a buscar su identidad. Rebotes, tapones y el segundo pívot con más asistencias repartidas, rendimiento espectacular de uno de los jugadores con posibilidades de llevarse el premio a jugador más mejorado. Jimmy Butler también es físico, en plenitud.

En una vida personal y una carrera en busca del cariño y de la unanimidad, parece encontrarla, él quiere ser siempre líder defensivo, líder ofensivo, líder vocal y además el niño en el bautizo, Padrino Riley le ha concedido ese deseo… La parte defensiva siempre la ha conseguido pero ahora la coreografía le acompaña, los jóvenes asienten porque llegan sin ínfulas y casi sin elección en el draft. Perfil bajo mediático pero alto perfil en actitud. Todo eso le hace a Butler el hombre con la guitarra, el solista al que todos escuchan. Sus posiciones altas en la lista de “deflections” (sí, amigos, los balones desviados es el síntoma de la intensidad, lamento la reiteración) y en la lista de balones divididos que consigue le hacen predicar con el ejemplo a uno que predicó en el desierto blanco de Minnesota sin mucho éxito…

Otras bestias físicas que apuntalan el ritmo bajo de ataque y el ritmo inteligente defensivo de Miami son Winslow y Derrick Jones Jr. Justise Winslow, el hijo de Ricky (Winslow, no Rubio, que aún no llegó) tiene cuerpo de alero y mentalidad de #hagoloquemepidaelentrenador, defender cuatros, subir bola, base suplente si los naturales descansan o están lesionados. Meyers Leonard, otro soldado que ha ganado en minutos y aportación en la posición de poste “muy bien mandado”.

Dos de los tres mejores novatos de la temporada llevan en el pecho el balón en llamas, Kedrick Nunn y Tyler Herro. Nunn es el robo del año, con la sombra de la condena por violencia doméstica, una vida y una carrera por senderos intrincados sin atroche ninguno. 24 años de rookie anotador en la posición de 1, hasta tres compañeros titulares en otras posiciones dan más pases de canasta que él, el teórico playmaker pero es que no lo es, sube bola, puede mandar sistema pero es un generador moderno, de mirar el aro, de terminar jugada. El papel de Nunn lleva a Dragic a salir del banquillo; uno de los contratos grandes del equipo no se ha venido abajo en rendimiento, comparte minutos con el chico nuevo y juega sus caracoleos en bloqueo directo como siempre. El Dragón sobrevive a la glaciación.

El otro jugador de primer año impactante en Miami es Herro, desde el banquillo, dándole descanso al tirador Duncan Robinson. Entre ambos lanzan 14 triples por partido y anotan 5,5, hagan la media, por encima del 41% y no excesivos botes gastados. Lanzadores y acierto, ingrediente imprescindible en el éxito contemporáneo, hacen que su equipo sea élite en puntería.

El sistema de Miami

Hasta 7 jugadores por encima de los 11 puntos, con porcentajes de tiro sólidos. Bam Adebayo está entre los tres jugadores mejores en toda la NBA liberando a sus compañeros tras bloqueos, aupando a su equipo al Top5 en esa clasificación que indica generosidad y buen entendimiento entre bloqueadores y bloqueados. Otro minipunto a favor de Coach Spo.

Defensa de posición. No son la nobleza del arte del tapón o del robo, no son muy buenos haciendo fallar triples y dobles, no demasiados buenos punteos pero la clave está en el rebote. Las bestias del sur poseen hasta 7 jugadores con más de 7 rebotes en la estadística proyectada a 36 minutos de juego, mucha clase muscular, timing y ganas de bloquear.

Y la zona… Miami juega a ritmo lento, no hay super transiciones, dato engañoso porque hace jugar a los rivales también teniendo que pensar y gastando tiempo. Una de sus armas mejoradas tras las últimas temporadas es negar el cambio en defensa porque no hay defensa individual sino una zona 2-1-2 con dos jugadores de mucha envergadura (normalmente Derrick y Justise) en primera línea para obligar a un cambio de juego, a pasarla con inteligencia. Y energía en las esquinas para llegar a esos tiros. Provocan que se tire más después de pase, obligando a la calidad de la asistencia secundaria y la tradicional. Inteligente. Están segundos del Este tras Bucks y esto es un factor…

El hombre que sobrevivió al huracán LeBron 

Uno de los grandes miedos de los entrenadores es el periodo entreguerras… Cuando una superfigura llega a su declive y hay que jubilarlo. O cuando esa estrella decide irse y pasas de una temporada y de un sistema a otro estilo, a otros jugadores referencia pero las expectativas las marca lo que con aquel jugador conseguiste. Decenas de ejemplos de equipos en caída tras la marcha de la referencia. LeBron dejó tras de sí a Wade y a Bosh, lo cual es mucho, pero él es más, su aportación al juego y su carisma dejaron un gran hueco.

De estos golpes el que más se resiente es el señor del traje, pero Riley ve más allá… La absorción de la presión para que un entrenador funcione a largo plazo tiene que ver con la seguridad personal del directivo de referencia, al que cada mañana a la hora de salir a la calle le piden tu cabeza. Miami Heat Post The King consiguió un registro de 37/45 en la 14-15, un 47% de victorias, poco en comparación con la anterior, mucho en comparación con la historia de esta circunstancia.

Riley lleva con Erik Spoelstra un total de 12 temporadas más contrato de 5 que le acaba de ampliar (sólo Popovich está por encima ). Spoelstra parece que siempre dirige bajo el radar, sin declaraciones altisonantes, sin tener a Donald Trump en la boca, llegado desde la posición de Coordinador de Vídeo, desde esa cueva hasta ganar campeonatos y sobrevivirlos, una carrera de entrenador de 59% de victorias sin haber jugado ni un solo minuto en la NBA (¡Sí se puede!) y el reconocimiento de ser un maestro de la táctica.

Cargando el siguiente contenidoEspera un momento por favor :)