Josean Querejeta, ante el 60º aniversario del Baskonia: “Imagino el futuro del Grupo con una visión más internacional”

Josean Querejeta, ante el 60º aniversario del Baskonia: “Imagino el futuro del Grupo con una visión más internacional”

Entrevistamos a Josean Querejeta, con el 60º aniversario del Kirolbet Baskonia muy presente.

Puedes encontrar este reportaje en la revista Gigantes Especial Baskonia. Cómprala aquí

Más de la mitad de la historia del Kirolbet Baskonia se ha escrito bajo el liderazgo de Josean Querejeta, presidente desde 1988. Quién mejor que él para valorar qué significa esta efeméride del 60 aniversario, cuáles han sido las claves de su crecimiento y dibujar cómo puede ser su futuro

Gigantes: ¿Qué significa para el club y para ti este 60 aniversario?
Josean Querejeta: Que un club cumpla 60 años siempre es un logro importante. Hay clubes que pueden tener más años de antigüedad, pero hay muy pocos que hayan tenido la estabilidad y la consistencia deportiva que hemos tenido nosotros en los últimos veinte años. A nivel personal, haber estado cuarenta de estos 60 años, 31 como presidente y otros 9 como jugador, creo que me da como para tener una experiencia de lo que es este club (ríe). Hay que reconocer que si cumplimos 60 años es porque desde el principio ha habido mucha gente que ha aportado su grano de arena, cada uno en las circunstancias y en las épocas que le ha tocado vivir. Hay que estar agradecido a todo el mundo porque todos han sido parte importante de esta historia.

G: Que el club ha crecido tanto en lo deportivo como en lo estructural, es obvio. ¿Cuál de esos dos caminos ha sido más difícil recorrer?
J.Q: Complicados son todos. Lo más difícil de prever siempre es el aspecto deportivo, porque en lo estructural puedes hacer planteamientos, planificar cómo puedes crecer, fijar objetivos, seleccionar personas para llevar a cabo esos objetivos… Pero al final lo deportivo lo condiciona todo; hay temporadas que empiezas con mucha ilusión porque crees que has invertido dinero y has contratado buenos jugadores, pero luego te encuentras con situaciones que no dependen de ti y que te trastocan los planes. Muchas veces creas unas expectativas, porque tú las tienes, de que las que cosas pueden ir bien y ser competitivo y luego no sale como esperabas. Y, al contrario, hay veces que sales con dudas y resulta que todo acaba funcionando.

«El Baskonia es un club puntero a nivel europeo»

G: ¿Qué es lo que había aquí hace treinta años y qué es lo que hay ahora?
J.Q: Cuando entramos en el club no llegábamos a los 600.000 euros de presupuesto, y la estructura la componían muy pocas personas: Santxón, como gerente que hacía de todo, una secretaria y un contable, que era una persona que trabajaba en un banco y que venía de vez en cuando por las tardes. En este momento como Grupo tenemos más de 750 trabajadores y el Baskonia ronda los 17-18 millones de presupuesto. El Grupo como tal va a tener 109 millones de euros de presupuesto la temporada que viene y la base de ese crecimiento se ha construido gracias a la implicación, a la experiencia, de la gente de Saski Baskonia, que ha sido fundamental.

G: Y repasando el camino recorrido, ¿cuáles han sido los hitos más relevantes?
J.Q: Bueno, hemos ido dando pasos poco a poco y es cierto que todavía tenemos algunas carencias y que las tenemos que mejorar. Pero el club, a la hora de generar recursos, a la hora de hacer políticas de ticketing, de patrocinio, de marketing, de merchandising… es un club puntero a nivel europeo. Desde una ciudad pequeña somos capaces de generar más recursos que otros equipos más grandes que se financian de otra forma. Esto se consigue a lo largo del tiempo, conociendo y aprendiendo cómo funcionan las cosas, teniendo siempre mucha inquietud. Siempre hemos apostado por tener una estructura buena, competitiva, con gente leal, que de alguna forma siente esta camiseta. Su implicación y su trabajo han sido importantes. Ha sido fundamental, para poder disfrutar de una licencia A de Euroliga, que tengamos un pabellón como el que tenemos. Y en esto hay que agradecer a las instituciones su labor. Y luego hay una cosa que nos hace únicos; ningún equipo tiene una ciudad deportiva como la que tenemos. Hemos puesto mucho esfuerzo para sacarla adelante, y aunque hemos pasado momentos difíciles -sobre todo durante la crisis económica- es una instalación asentada con 5.500 socios y doce años de vida, única en el ambiente del baloncesto europeo. Y de eso tenemos que sentirnos orgullosos.

Josean Querejeta

«Tanto en Euroliga como en ACB tenemos una serie de problemas
y los más importantes vienen de la financiación»

G: Entiendo, de tus palabras, que la persistencia y la constancia han sido unas de vuestras virtudes más importantes…
J.Q: Sí, y muchas veces tomando muchos riesgos. Pero si no tomas riesgos, es muy difícil crecer. No siempre las cosas salen todas bien, hay algunas que sí y otras que no tanto. Pero de todas las experiencias vas aprendiendo. Al final tienes que hacer balance y creo que, en líneas generales, ese balance es muy positivo.

G: En este proceso de crecimiento, ¿qué crees os diferencia de otros clubes?
J.Q: Hay muchos clubes que hacen cosas bien, aunque tanto en Euroliga como en ACB tenemos una serie de problemas y los más importantes vienen de la financiación. Es algo que no pasa en el fútbol gracias a las medidas que se tomaron para el control económico y a la buena gestión de los derechos de televisión, porque hoy los clubes están saneados. Eso en el baloncesto todavía es muy complicado. En Euroliga ya se han tomado medidas para que a medio plazo los equipos se financien de otra forma, porque no es bueno que haya grandes mecenas, o gobiernos, que sean los que pongan el dinero. Normalmente esos equipos no tienen las estructuras que deberían tener para crecer y, sobre todo, para dar valor a la competición, porque si quitas ese doping financiero se convertirían en equipos con muy pocos recursos para poder competir.

G: Un hito reciente ha sido la celebración de la Final Four en Vitoria-Gasteiz ¿Qué crees que os ha aportado?
J.Q: Ha sido la Final Four con mayor retorno de todas las que se han organizado, con unas cifras impresionantes. A veces no tenemos la visión de lo que son estas cosas y las criticamos porque las vemos con una perspectiva muy limitada. Éstos no son eventos para que haya gente en la calle, sino para vender un territorio y una ciudad a nivel internacional, y lo que se ha conseguido en ese sentido ha sido absolutamente espectacular. Lo que está claro es que cuando se produce un evento de estas características, con la repercusión internacional que ha tenido, la obligación de todos, incluidas las instituciones, es sacarle una rentabilidad. Y ahora estamos ante el reto de aprovechar ese trabajo realizado. En los últimos años la organización de la Final Four ha crecido de una manera impresionante. A nivel de club hemos visto otras formas de vender nuestro producto, con nuevos conceptos de publicidad. También creo, y estamos en ello, que al pabellón podemos darle un cambio para que sea más “apetecible” para el espectador, que sea más bonito. Hemos aprendido mucho de la forma de vender, de proyectar al exterior, y estamos trabajando para que podamos, de alguna forma, sacarle rentabilidad a esta experiencia.

«La capacidad económica que tienen algunos clubes hace muy
complicado que podamos competir con ellos»

G: ¿Cómo visualizas el futuro de Baskonia?
J.Q: Sobre todo, lo que quiero es que el equipo sea competitivo. Porque ganar títulos es muy, muy difícil. No quiere decir que sea imposible, pero ya estamos viendo las inversiones que ha habido este verano y al final nos tenemos que dar cuenta de que la capacidad económica que tienen algunos clubes hace muy complicado que podamos competir con ellos. Ahora, nosotros hemos conseguido estar en cuartos de final prácticamente siempre, hemos conseguido clasificarnos para la Final Four… Hemos competido, en definitiva, y ese tiene que ser nuestro proyecto a futuro; competir, ser un equipo difícil y luego tener esa suerte que a veces no hemos tenido, por lesiones o por otras circunstancias. Ese espíritu no lo podemos perder.

G: Y a nivel de club, de organización, ¿cuáles son los planes?
J.Q: Hay aspectos que en la organización estamos cambiando, que estamos mejorando, aunque sea un crecimiento pequeño con respecto a esos otros clubes en los que, de repente, viene un mecenas y pone una millonada encima de la mesa. Pero son mejoras que nos permiten seguir en esa línea de competitividad y exigencia que nos imponemos. Yo el Grupo me lo imagino con una visión más internacional. Estamos en un territorio pequeño y, en algunas situaciones, de mucha competencia, porque en fútbol, tenemos en una hora a cuatro equipos de primera división. Podemos crecer en nuestro entorno, pero tenemos que buscar fuera y eso estamos haciendo. Por supuesto que esto no va a tener un retorno inmediato, porque instalarse en países en el extranjero siempre es difícil. Pero sí que creo en ese proceso a nivel de club y vamos a seguir en ello, con proyectos de consultoría como el que estamos desarrollando con Istra u otros clubes y con otros proyectos que tenemos.

Puedes encontrar este reportaje en la revista Gigantes Especial Baskonia