JJOO 2016Estás viendo//Instant Classic, Melo y Oscar, Parker y Coubertain. La quinta jornada de Juegos, por Ajero
Instant Classic, Melo y Oscar, Parker y Coubertain. La quinta jornada de Juegos, por Ajero

Instant Classic, Melo y Oscar, Parker y Coubertain. La quinta jornada de Juegos, por Ajero

Instant Classic

Las caras no son siempre el espejo del alma. Y menos ahora, cuando lo más parecido a esto es Instagram. O incluso Snapchat para Draymond Green. Pero las caras de la realización de Kevin Durant en el fallo y sobre todo, en el acierto nos ponían en situación. Gestos de Playoffs contra los Spurs y algo parecido a la cara que puso al firmar con Warriors. No le iban bien las cosas a su equipo, ni a su estadística. Solo Carmelo e Irving eran capaces de a base de talento tener puntos. Puntos esa cosa que ellos, los USA, sumaban por obligación y los australianos por devoción. Cada canasta; una conexión; una frase subordinada; un ejemplo de resistencia de basket. Es complicado hacer la revolución con sonrisa, así que Mills hacía amor con puntos y Dellavedova y Bogut, la guerra. Por cierto, lo de Delly es lo de toda la vida. En tu equipo es un héroe. Lo que pasa es que hasta ahora, jugaba en el bando contrario, el del supervillano, LeBron. Anoche, era de los otros, de los que iban contra los grandes.

Melo y Oscar

Estados Unidos fabrica su propia maquinaria de guerra. Sus propios nombres. Su propia historia. Hubo un tipo llamado Oscar Schmidt Becerra que se tiraba hasta las zapatillas y metía los cordones. Todos los récords olímpicos de puntuación son suyos, por abreviar. Desde ayer, nos va a costar apartar de tal marca a Carmelo Anthony. En el segundo partido, batió a Michael Jordan. En el tercero, al descanso, ya era el máximo de todos los jugadores americanos en unos JJOO. Para ellos, es más eso que lo de Oscar. Para nosotros, al paso que va la burra, lo acabará siendo. La grandeza de Carmelo, no son sus puntos, sus atisbos de dos pares de medalla… No. Es ser tan listo como para ver el hueco, el sol en la rendija. Y en una NBA plagada de estrellas y barras sin anillos, él será el jugador de la USA Basketball de la historia.

Tony Parker y Pierre de Coubertain

Perder era la mejor opción. Por eso, ver el Serbia-Francia que abría la jornada, en pleno mes de agosto, era gastar balas. La gasté y funcionó, nadie quería ser tercero, aunque luego, los dos querían ganar. Lo quiso Francia con ese 20-6 de salida y lo peleó Teodosic con Radulijca después. Tony Parker, en medio de los bases campeones de Euroliga, decidió enseñar que un campeón de la NBA lo es por algo. Fue mejor que Teo y De Colo y metió la última. A 30 segundos del partido, TP quiso que Francia tenga papeletas todas para estar en semis contra los USA.

Cargando el siguiente contenidoEspera un momento por favor :)